Una langosta no necesita antidepresivos

La langosta, es un animal suave y pulposo con un caparazón rígido que no se expande. Conforme va creciendo, su caparazón le empieza a quedar chico y se siente incómoda. Entonces, ¿cómo es que la langosta hace para crecer? Cuando empieza a sentir la presión de su cuerpo sobre el caparazón que lo contiene, se esconde por debajo de las piedras para protegerse de los predadores y se “muda” de caparazón, es decir, se deshace del viejo y crea uno nuevo, más grande. Después, sale de ahí a la vida normal y cuando vuelve a sentirse incómoda, vuelve abajo de las piedras y cambia de nuevo de caparazón por otro más grande. Esto lo hace una y otra vez durante toda su vida.

La razón por la que la langosta puede crecer es por que se siente incómoda.

Ahora bien, si la la langosta tuviera un doctor o un psicólogo, no crecería, tomaría medicinas, terapias y antidepresivos, soportaría el dolor y se quedaría siempre ahí, limitada.

La razón por la que existen tiempos dificiles, tiempos de dificultades, es el crecimiento, es para cambiar, para crecer, para transformarnos, para aprovechar los momentos de crisis y de dificultad y encontrar nuevos caminos para vivir mejor.

Los momentos de dificultad que requieren de cambio pueden ser siempre para mejorar. Si los aprovechas, cada vez serás más grande como persona.

 

-Gustavo Hoyos

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *